top of page

Sarañani!
Revista de la Conservación Sostenible

Nuevas y nuevos monitores recibieron formación a través de un taller en Escuela Sarañani!

28 personas participaron del taller de formación de monitores para la Escuela Sarañani! de Fundación Altiplano, con exitosas jornadas dedicadas a la intervención en contextos de educación no formal e intercultural con niñas, niños y adolescentes.



Yatichiri es un término aymara que significa maestro, denominación que se le asigna a quien cumple un rol en la formación y desarrollo de los más jóvenes, incluso más allá de la escolaridad formal. Tanto en contextos de educación formal e informal, las maestras y los maestros deben recibir una formación previa para intervenir de manera pedagógica con niñas, niños y adolescentes.


En este sentido, es justamente este perfil el que está buscando Escuela Sarañani! de Fundación Altiplano, nuevos monitores preparados para intervenir en talleres de conservación sostenible educación no formal desde el punto de vista de las nuevas estrategias de trabajo con estudiantes. Para esto, se implementó un taller de formación de monitores con el fin de tener estos nuevos yatichiris en los talleres después de clases que impartirá la Escuela Sarañani!


A partir de un taller impartido por 4 días, 28 personas de diferentes edades y orígenes culturales de la ciudad de Arica recibieron una formación para ser monitores, a través de los cuales, tuvieron exposiciones dedicadas a nuevas estrategias de formación y trabajo con niñas, niños y adolescentes, participaron de dinámicas de trabajo en grupos, y finalmente compartieron sus experiencias y conocimientos en esta área.


Eliana Carlos, perteneciente al pueblo quechua, participó del taller y valoró estas instancias de participación y educación: “Siempre he trabajado con niños, por lo que me sirve para tomar otras alternativas y aprender más para aplicarlo con los niños en mi trabajo”.


El programa de formación de monitores tuvo una variedad temática a través de sus exposiciones. Así, el primer día se abordó el trabajo del maestro andino en las comunidades y sobre la experiencia de formación en la Escuela Sarañani!, y en los talleres de Arica Nativa. Durante el segundo día, las invitadas e invitados expusieron acerca de la experiencia en educación no formal e intercultural. Para el tercer y cuarto día se efectuaron sesiones sobre el enfoque de los derechos de los niños y niñas, y la formulación de un perfil de monitores para este proyecto de Escuela Sarañani!

Teresita Calvo, Coordinadora de Participación y Política de Convivencia en el programa Centros de Creación (Cecrea) del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, llegó desde Santiago para a través de dos jornadas realizar sus sesiones con diferentes actividades de participación sobre el enfoque de derechos de la niñez, y de la importancia de tratar a niñas, niños y adolescentes desde la promoción y el respeto. La idea de sus sesiones, explica, “es no llegar como una persona externa a imponer una idea, sino que tratar de transmitir que el conocimiento se construye de manera colectiva, pues todos quienes están acá tienen saberes y experiencias que pueden aportar a este conocimiento”.



Día a día, las y los participantes del taller de monitores fueron mostrando bastante interés por el contenido de las sesiones, comprometiendo su asistencia en todas las ocasiones y participando en todas las instancias de trabajo. También, se dieron momentos para la reflexión y de retroalimentación, convirtiendo el proceso de formación en un aprendizaje compartido retroalimentado por los diferentes conocimientos que se manejaban.


Tracy Morales, practicante de la carrera de Psicopedagogía comentó que fue “una experiencia enriquecedora, más que nada porque estamos con los sabios de la comunidad, nuestra formación de estudio se enfoca en la educación formal, pero siempre es bueno escuchar a la comunidad, a las personas que están cotidianamente alrededor de estos sectores; escuchar a personas de edad, y más jóvenes”.


Por su parte, para Macarena Vergara, también practicante de Psicopedagogía, el tema más interesante del taller fue “el adultocentrismo, ya que muchas personas no saben de esto, y el adulto llega a ser muy egoísta con los derechos de los niños. Entonces es una buena manera de que una se informe al trabajar con niños”.


El propósito de este taller de monitores-yatichiris fue realizar un proceso de formación a aspirantes a la Escuela, para brindar oportunidades laborales a nuevas y nuevos monitores que estarán trabajando en los talleres para estudiantes en horarios después de clases, que está desarrollando la Escuela Sarañani!.


Escuela Sarañani! es un proyecto de Fundación Altiplano, que este año tiene un paquete de talleres de conservación sosteniblrpara todas las edades y durante todo el año. Para conocer completamente el programa de talleres gratuitos que tiene la Escuela Sarañani!, ingresar al sitio web www.fundacionaltiplano.cl/escuela donde también se podrá encontrar los formularios de inscripción.


17 visualizaciones

コメント


bottom of page